Kurt Cobain, surrealimo y entrevista imaginaria

Home Escritos Kurt Cobain, surrealimo y entrevista imaginaria

Supongo que las definiciones completas le pesan a cualquiera. Hijo, padre, hermano, músico, compositor, escritor… la que fuere pesa, porque te está diciendo que esto sos, nada más que esas 4 o 5 palabras que te definen frente a los otros y que se acaban ahí mismo.

Cuando Kurt Cobain se murió a los 27 años ya lo habían querido catalogar, definir y hacer encajar en un cuadradito irreversible: primero fue hijo, después músico y compositor de Nirvana, luego marido y padre, y al final fue el genio que supo interpretar y hacer hablar a una generación (la X) a través de sus letras y su sonido en clave grunge. Sin embargo, él mismo no se podía definir, porque muy irónicamente su signo lo precisó desde que nació como un pisciano de pies a cabeza: emocional, inestable, irracional, instintivo, irrespetuoso, pero sobre todo independiente.

La emocionalidad de Cobain lo llevó a vivir en los más puros extremos: de a ratos el éxito lo enamoraba y de a ratos se sentía preso de cantar sus propias canciones; amaba a su público y sin embargo no estaba seguro de saber si todos ellos entendían sus letras, si lo entendían a él; se definía a sí mismo como una persona feliz mientras la gente que lo rodeaba lo calificaba como un fanático suicida.

A la hora de la verdad y de las clasificaciones Kurt Cobain es un músico clasificable: tocó en y para Nirvana; fundó el grunge y asfaltó el camino para bandas como Pearl Jam, Soundgarden o Alice in Chains. Como persona, ser en sí mismo, la cuestión se complica un poco y por eso es este texto que intenta capturarlo antes que se convierta en un ser fugaz e indescifrable.

Por eso esta entrevista imaginaria a una persona casi inconclusa. Después de tantas lecturas: Señores, con ustedes Kurt Cobain que les habla desde mis sueños.

¿Qué músicos te inspiran? Me gustaPixies, The Beatles en particular John Lennon,Black Flag, Sex Pistols, Led Zeppelin, Queen, Black Sabbath, Kiss, The Vaselines, The Melvins, David Bowie, Daniel Johnston, Meat Puppets, Young Marble Giants, King Crimson, Wipers o The Raincoats, Leadbelly.

¿Un disco indispensable? Todos los discos que me han gustado han sido álbumes en que todos los temas, uno tras otros, eran buenos: Rocks, de Aerosmith; Nevermindthebollocks, de los Sex Pistols; LedZeppelin II, de LedZeppelin; Back in black, de AC/DC.

¿Vivir para la música o de la música? Quiero vivir de esto, no quiero trabajar en otra cosa. Toda mi vida he soñado con ser una estrella del rock a lo grande y abusar de ello mientras pueda.

Tus canciones hablan de… Mis canciones siempre han contenido temas frustrantes, relaciones que he tenido en mi vida. Mis primeras canciones por ejemplo, estaban llenas de rabia y a medida que pasaba el tiempo fueron adquiriendo un tono más optimista y poco a poco fueron virando hacia el pop, sobre todo a medida que yo me iba sintiendo más feliz.

A la hora de tocar: ¿un estadio lleno o un bar con amigos? Nosotros estamos más acostumbrados a los clubes y  estar en un escenario ante miles de personas es algo muy raro para mí, me siento como un marciano, además que no es algo muy inspirador, ni tampoco quise estar en esta posición; es muy extraña. Con el tiempo aprendí a aceptarlo, pero sigo prefiriendo tocar para unos pocos cientos, es más estimulante.

¿El futuro de Nirvana? Lo que hacemos se está volviendo repetitivo y ya no hay algo que luchemos por alcanzar, estamos casi agotados. Cuando mejor lo pasamos fue en la época de Nevermind, cuando empezó la gira y todavía tocábamos en clubes pequeños. Se vendían todas las entradas y el disco empezaba a explotar. Había una energía enorme en el ambiente. Estaba pasando algo realmente especial. Odio tener que decirlo, pero no veo a este grupo sacando más de otro par de álbumes a no ser que trabajemos duro intentando experimentar. No quiero sacar otro disco que suene igual que los tres anteriores.

¿Eso que te hace feliz? Una cosa tan simple como poder ir a un club me hace muy feliz.

Música es sinónimo de…La música es sinónimo de libertad, de tocar lo que quieras y como quieras, siempre que sea bueno y tenga pasión, que la música sea el alimento del amor.

 #lamúsicaes: Paz, Amor y Empatía

KurtCobain x KurtCobain: Yo tengo una vena en mi cabeza que ahora quizá menos, pero sigue arrastrándome a preguntarme si realmente tiene algún sentido hacer todo lo que hago, y si no valdría la pena dejarme llevar por mis instintos y acabar con todo. Pero otra parte de mí tiene la creatividad, la imaginación, las ganas de hacer música, de escribir, de pintar, de cuidar de mi hija… Mientras pueda mantener un equilibrio entre las dos personalidades, las cosas irán bien.

Entrevistas realizadas por: David Fricke (abril de 1994), Sergio Marchi (Octubre de 1992) y Keith Rutherford (diciembre de 1993).

[nggallery id=104]

Leave a Reply

Your email address will not be published.